Chapi Escarlata: Elogio del amor

martes, 22 de marzo de 2011

Elogio del amor

"El amor debe reinventarse, pero también, sencillamente, debe ser defendido porque se encuentra amenazado por todas partes".

Esta afirmación la hacía el filósofo francés Alain Badiou en su anterior libro ¿Sarkozy es el nombre de qué? (2008). Profundiza en su idea del amor, en una conversación con el periodista Nicolas Truong que se plasma en Elogio del amor (2009), un libro que ha sido superventas en Francia.



Critica la organización del encuentro amoroso, la visión segura del amor, porque le quita poesía existencial y propone más riesgo y aventura contra la seguridad y el confort.

"Se piensa que se tienen menos riesgos al buscar a otro ser idéntico a uno mismo (la otra mitad). De esta manera, no hay más sorpresas ni más encuentro y se pierde toda la poesía de la vida. En el amor no puede existir la ausencia total de riesgo, porque  estar enamorado ya es un riesgo, el riesgo de equivocarse, de sufrir, de decepcionar y es lo que da significado e intensidad a la vida".

Dice Badiou: "El amor es lo que yo llamo la escena del Dos (...) Para que todas esas historias -películas, novelas, canciones consagradas a hisorias de amor- interesen a un público tan inmenso, es necesario que en el amor haya algo universal. Lo que hay en él de universal es que todo amor propone una nueva experiencia sobre lo que es ser dos y no solamente uno" y cuyo objeto es el progreso de la pareja y no la satisfacción de los individuos que la componen.

"El amor es ante todo una construcción duradera, una aventura obstinada (...). Un amor verdadero es aquel que triunfa, a veces con grandes dificultades, frente a los obstáculos que le proponen el espacio, el mundo y el tiempo".

4 comentarios:

Doctora Membrillo dijo...

El amor es muuuuu bonito, pero muuuuuu complicaó.
He dicho.

Maddy dijo...

El amor de pareja es un asco, muta, cambia y jamás, jamás terminas de entenderlo.

Aquiles dijo...

Maddy, amigo o amiga, no seas tan pesimista, por más que puedas tener motivos personales para pensar lo que dices.
Mira, parece claro que una buena pareja, alguien con quien te entiendas y no te cueste demasiado aguantar los malos rollos cuando los haya porque predominen los momentos felices o simplemente agradables, es algo muy costoso de conseguir. Requiere sus años de maduración mutua, la del otro y la de uno mismo. Incluso suele convenir haber probado más de una para llegar al convencimiento de que la actual será la última.

Anónimo dijo...

Amar es sentirse fuerte y libre y no tener miedo a nada ni a nadie...Por eso...las personas le tienen tantísimo miedo al amor...

¡Un saludo!

Ananda